Descripción

El maíz es uno de los cultivos más productivos: siembre una semilla, y usted obtiene más de 500 granos a cambio. Durante muchos años la hibridación ha permitido enormes aumentos en la productividad, y esto se ha complementado en la última década por el desarrollo de características de la biotecnología en América del Norte, América Latina, Asia y Sudáfrica. Como resultado, el valor de las semillas de maíz se ha incrementado, y la selección de semillas se ha convertido en una decisión clave del productor. Además, para salvaguardar su inversión sustancial en la semilla, los agricultores necesitan una amplia gama de soluciones para proteger sus cultivos de la maleza, los insectos y el estrés ambiental.